ACAPULCO, Gro., 1 de octubre 2022.- El deslave de un cerro ocasionó el desprendimiento de rocas que aplastaron dos vehículos, uno de ellos con un mecánico que de manera milagrosa sólo sufrió heridas menores.

Al mediodía se reportó un derrumbe en la colonia Alta Mira, donde se alertaba que por las lluvias se reblandeció la tierra y ocurrió el desprendimiento de tierra y piedras.

Debajo de una de las rocas enormes quedó aplastado un vehículo de la marca Ford, modelo Escort LX que se encontraba estacionado, mientras que otra roca aplastó la parte trasera de una camioneta pasajera que se encontraba esperando para salir a recoger pasaje.

Lo más sorprendente del hecho es que debajo del vehículo Escort se encontraba el mecánico Manuel Rodríguez Magdaleno quien se encontraba reparando el carro cuando sucedió el derrumbe.

“Yo estaba arreglando ese carro (el Escort) en la parte trasera, del lado derecho. La otra camioneta estaba esperando su turno, cuando oí que empezó a tronar y empezó a deslavarse la tierra”, explicó Rodríguez Magdaleno.

Asustado y con lágrimas en los ojos continuó narrando que “como pude traté de agarrarme de la defensa y tratar de salir lo más rápido posible, el carro me aplastó, me arrastró un poco”.

Milagrosamente el mecánico sólo sufrió unos rasguños, aunque se dijo preocupado por los daños del vehículo que estaba arreglando, por lo que pidió ayuda y asesoría, por temor a que le imputen los daños.

Al lugar llegaron trabajadores de Protección Civil y Bomberos, así como soldados del Ejército para remover las rocas y auxiliar al hombre atrapado.

Por los trabajos de remoción de tierra y rocas de cero la circulación en el sentido que va de la Garita a la zona de hospitales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *